Las apariencias engañan, no prejuzguemos a las personas.

No sé cuántas veces he visto este video, pero seguro que más de 10. Ayer estaba buscando un video en Youtube y lo encontré, lo volví a ver y me sigue gustando y dando el mismo mensaje que cuando lo vi por primera vez en 2007:

“No prejuzguemos a las personas por su apariencia, démosles la oportunidad de ver qué pueden hacer y ofrecer. Todos somos especiales y únicos, algunos con semejante talento como Paul y otros con menos. No enjuiciemos a las personas por su apariencia o gestos, dejémoslos demostrar de lo que son capaces y si es necesario ayudémoslos  a encontrar o potenciar su talento.”

Se trata de la presentación de Paul Potts en el programa Britains Got Talent, algo así como Operación Triunfo, un programa de TV donde varios cantantes compiten y el ganador recibe un gran premio y ayuda para su lanzamiento profesional.

Paul, un vendedor de teléfonos, se apuntó al programa y nadie apostaba por él, los jueces lo veían raro y casi lo rechazaban antes de darle la oportunidad de ver que podía ofrecer, el público se reía y dudaba de él, todo por su aspecto físico y su porte inseguro.

Vean el video:

En 2009, en el mismo programa se presentó una mujer, Susan Boyle y le pasó algo parecido, parece que nos cuesta entender.

Y ojo, esto también puede pasar en los negocios y servicios, recuerda que las apariencias engañan, no vayas a perder un buen cliente.

¿Qué opinas?

Antonio San Juan
Sígueme:

Antonio San Juan

Consultor en marketing online y comercio internacional. Ayudo a la digitalización e internacionalización de las empresas.
Antonio San Juan
Sígueme: